Estamos encantados de presentaros esta joya que ha pasado por nuestras manos. Para nosotros, lo importante es tu coche.

La carrocería del 599 GTB fue diseñada por Jason Castriota y Fabrizio Valentini, ambos de Pininfarina bajo la supervisión del entonces director de diseño de Ferrari. El diseño interior estuvo a cargo de Giuseppe Randazzo (Pininfarina). El 599 tiene varios elementos aerodinámicos, entre ellos un fondo plano y un hueco entre el pilar C y la ventanilla trasera, denominado pinne (“aleta” en italiano) y que genera una carga vertical de 1.550 N cuando se circula a 300 km/h.

El 599 GTB tiene el mismo motor que el Ferrari Enzo, un gasolina de 12 cilindros en V de 6,0 litros de cilindrada. Tiene cuatro válvulas por cilindro, una relación de compresión de 11.2 a 1 y distribución variable por cadena. Respecto al Enzo, se realizaron modificaciones en la admisión, el escape y el cárter para mejorar la potencia a bajo régimen. Por esa misma razón, la potencia máxima es de 620 CV a 7600 rpm, 40 CV inferior a la del Ferrari Enzo.